Hispanos mejoran en educación, pero no lo suficiente

Hispanos mejoran en educación, pero no lo suficiente

Story tools

A A AResize

Print

 

English


Los datos recientes demuestran que las admisiones de hispanos/latinos y chicanos a las universidades están aumentando nacionalmente. Incluso en ciertas universidades las cifras de los hispanos ya están superando las de los estudiantes blancos. Pero los expertos en la educación aseguran que los números no son lo suficientemente altos.

Patricia Gándara, profesora de investigación y codirectora del Proyecto de Derechos Civiles de UCLA, y comisionada para La Iniciativa de la Casa Blanca para la Excelencia Educativa de los Hispanos, dice que los números son desastrosos.

"No podemos sostener una economía de esta manera", dijo y recalcó que sólo el 11 por ciento de los adultos hispanos en California poseen una licenciatura. "Muy pronto la mitad de la clase de graduados [en California] será de origen hispano. Si sólo están obteniendo títulos a una tasa del 11 por ciento, vamos en la dirección equivocada. Es desastroso para la comunidad y para el estado."

El Aumento

Hispano o Latino?

Ambos términos son utilizados por el gobierno de los EE.UU. y muchas organizaciones utilizan los términos indistintamente.

Según el Proyecto Pew Research Hispanic Trends muchos de los hablantes nativos de español no tienen una preferencia entre los términos; pero entre los que tienen una preferencia, "hispano" gana sobre "Latino"—33 por ciento frente a 14 porciento. Esto es especialmente cierto en Texas. Entre los tejanos hispanos, el 46 por ciento prefiere el término “hispano”, mientras que sólo el 8 por ciento prefiere el término “latino.”

¿Cubano-americano o mexicano americano chicano, o... ?

Pew Research afirma que de los estadounidenses que tienen raíces en países hispanohablantes, la mayoría se identifica más con el país de origen de su familia que con una etiqueta racial.

Este año la Universidad de California informó que agregaron más designaciones étnicas para su aplicación de primer año. Ahora la aplicación cuenta con 69 categorías, incluyendo caribeño, cubano americano, latino american latino, mexicano americano chicanos, puertorriqueño, otro negro y otro blanco caucásico. El análisis de los datos relacionados con las nuevas asignaciónes étnicas no está disponible todavía.

Los latinos siguen obteniendo más títulos año tras año. A partir del 2012, había 2,4 millones de hispanos de 18-24 años de edad matriculados en las universidades, lo que representa un 19 por ciento de todos los estudiantes universitarios, en comparación con 12 por ciento en 2008. Del 2001 al 2011, el número de hispanos con un título universitario aumentó del 11,1 por ciento al 14,1 por ciento.

Pero el aumento no se limita a los estudiantes hispanos. En los últimos veinte años, los blancos, negros, asiáticos e hispanos mejoraron en las tasas de licenciaturas alcanzadas. A nivel nacional, hasta el 60 por ciento de los asiáticos obtienen al menos un grado de licenciatura, en comparación con el 40 por ciento de los blancos, 23 por ciento de los negros y el 15 por ciento de los hispanos.

Otro tema preocupante es el hecho de que en estados como California y Texas, las tasas de terminación de estudios por parte de latinos de primer año y de aquellos que estudian el tiempo completo, 15 porciento y 17 por ciento, respectivamente, siguen siendo más bajas que las de otros grupos.

Seguir Adelante

Según Excelencia en Educación, una organización sin fines de lucro enfocada en el tema de la educación superior para hispanos, para que los EE.UU. recuperen el primer puesto en el mundo en licenciaturas, los latinos tienen que obtener 5.5 millones grados de más para el año 2020.

Esto aumentaría la base de conocimientos y la innovación en el país y permitiría que un mayor número de estadounidenses tuvieran acceso a los beneficios de la educación superior, como indica un estudio realizado por el centro de expertos con sede en Washington: El Centro para el Progreso Americano.

El estudio, que señala los beneficios que disfrutan aquellos que poseen una licenciatura, muestra que las personas con un grado universitario ganan más, tienen más oportunidades, tienen mayores tasas de participación cívica y tienen una mejor calidad de vida en general. Los autores señalan que en 2006 el ingreso anual promedio de un graduado de la universidad fue $56.897 dólares en comparación con $30.072 dólares para un graduado de la escuela secundaria. Y esa brecha continúa ampliándose para aquellos con grados de maestría en comparación con aquellos que tienen sólo una licenciatura.

Hans Johnson, codirector de investigación del Instituto de Política Pública de California y autor del reporte Cerrando la Brecha: Logrando el Número de Graduados Universitarios que California Necesita, dice que California todavía tiene un largo camino por recorrer. El estado necesita muchos más graduados universitarios para poder cumplir con las demandas del mercado laboral.

"Cuando nos fijamos en los niveles alcanzados por los latinos, vemos un gran progreso en la primera generación, pero este progreso sigue dejando los latinos nacidos en Estados Unidos muy por debajo de otros grupos en cuanto a la finalización de la universidad se refiere,” dijo.
En California, los hispanos superan los blancos en matrículas

California tiene un tercio de la población hispana de la nación. A partir de marzo de este año los latinos de California representan el 39 por ciento de la población estatal, convirtiéndose así en el grupo étnico mayoritario del estado.

Y por primera vez, la Universidad de California, el sistema estatal de educación superior más prestigioso, anunció en abril que había aceptado a más estudiantes latinos/chicanos que blancos. Esta cifra es una combinación de todos los estudiantes hispanos, latinos y chicanos.

El año pasado los latinos constituyeron el 27.6 por ciento de los estudiantes admitidos para la clase de primer año. Este año, constituyeron el 28.8 por ciento de los 61,120 californianos admitidos. En total, casi mil estudiantes hispanos y chicanos más fueron admitidos este año en comparación con el año pasado.

El próximo año la Universidad de California tendrá aún más datos disponibles sobre las admisiones de hispanos. Esto es debido a que este año la Universidad de California añadió más designaciones étnicas en su aplicación. A partir de este año la aplicación cuenta con 69 categorías, incluyendo entre otras caribeño, cubano americano, latino americano latino, mexicano americano chicano, puertorriqueño, otro negro y otro blanco caucásico.

Como va California, así va la nación

Sin embargo, los expertos dicen que el último aumento en las admisiones de hispanos en la Universidad de California no es una sorpresa; es simplemente un reflejo de los cambios demográficos que ya están en marcha.

"Un creciente número de estudiantes admitidos a la UC es una grata noticia, pero también es lo que se espera debido a la demografía del estado y a las tasas de graduación de la escuela secundaria que tenemos en el estado”, dijo Johnson, del Instituto de Política Pública de California.

Según Excelencia en Educación, en California los estudiantes hispanos constituyen más de la mitad de la población de estudiantes en grados K-12; en Texas es un poco menos de la mitad. En Florida el 22 por ciento de los niños en K-12 son hispanos. A nivel nacional los jóvenes latinos representan el 22 por ciento de la población de los estudiantes de las escuelas públicas de K-12.

Los números lo dicen todo

Marcos Hugo López, director de Investigación hispana en el centro de investigación Pew Research Center, dice que el aumento en las admisiones a nivel universitario de los hispanos es un reflejo de las tendencias actuales. Hay más latinos de edad universitaria y la tasa de los latinos que terminan la secundaria va creciendo igual que la tasa de los latinos que quieren ir a la universidad.

"Estos cambios son más notorios cuando se mira a los jóvenes,” dijo. Nacionalmente los hispanos constituyen el 17 por ciento de la población, pero entre los jóvenes de 18 a 29 años, ellos representan el 21 por ciento de la población."

Teniendo en cuenta estos números, Gandara dice que más cambios deben tener lugar.